FOLLOW US

FacebookYoutubeLinkedin

International Association of Parliamentarians for Peace

CALENDAR OF EVENTS

December 2017
S M T W T F S
26 27 28 29 30 1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31 1 2 3 4 5 6

UPF-Argentina celebra Día de la Paz en Biblioteca Nacional

English

 

Buenos Aires, Argentina—UPF-Argentina celebró el Día Internacional de la Paz en la Biblioteca Nacional (Buenos Aires), el 21 de septiembre, como es habitual, con un acto artístico-cultural-interreligioso. Fue en una colmada sala Jorge Luis Borges, donde se entregaron los reconocimientos del VIII Concurso Poético Internacional, este año bajo el tema “La Paz como cuidado de la Creación”.

Las palabras de bienvenida las dieron la Prof. María Teresa Narváez y el coordinador de la Red Cooperar Christian Oreb. Ambos Embajadores para la Paz, quienes imprimieron calidez y dinamismo al encuentro. También dieron lectura a innumerables adhesiones al acto (1), auspiciado por el Centro de Información de las Naciones Unidas para Argentina y Uruguay, y el Ministerio de Cultura del Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Seguidamente el también Embajador para la Paz, periodista Horacio Daboul, dio lectura al mensaje de la ONU para la fecha, que este año tuvo por lema: “Los Objetivos de Desarrollo Sostenible: Elementos constitutivos de la Paz”.

Uno de los destaques de la celebración de este año fue la sección interreligiosa, con una propuesta musical: “Naciones unidas para la paz: Himno interreligioso e intercultural”, interpretada por integrantes de distintas tradiciones espirituales. El clímax fue el recitado de los poemas que comparten el Primer Premio del Concurso. Y el cierre, un coro especialmente preparado para la ocasión por la agrupación juvenil CARP, que cantó: “Un hogar para todos”.

 

Cultura del Creador

UPF-Argentina invitó desde el 2009 a líderes religiosos de distintas denominaciones a elevar una invocación en la primera parte de la celebración, entendiendo que “No habrá paz entre las naciones sin paz entre las religiones”. Año tras año se sucedieron oraciones y reflexiones de judíos, musulmanes, hindúes, budistas y cristianos: católicos, ortodoxos y evangélicos. El año pasado convocó a grupos musicales y coros de diferentes confesiones a ofrecer una canción, con la consigna: “Cantar es como orar dos veces”. Este año el desafío fue reunir a representantes y cantantes de distintas denominaciones para cantar un tema en conjunto.

A la iniciativa se sumaron creyentes de la tradición cristiana (católicos y evangélicos), judía, musulmana, hinduista, budista, unificacionista y Nueva Apostólica. Interpretaron “Naciones unidas para la paz: Himno interreligioso e intercultural”, letra de Wilson Carminatti y música de Carlos Hernández. Flamantes Embajadores para la Paz que se predispusieron, junto con personas de distintas culturas y nacionalidades, sin practicar necesariamente una religión, para esta propuesta colectiva de compromiso de paz, anhelo e imperativo de este tiempo, individual y global. Canción replicada luego junto al público, al que se le había repartido la letra.

La espiritualidad es parte de nuestra común esencia y la música, sin dudas, nos acerca a ese ideal de una sola familia universal, más allá de todas las diferencias y distancias, las barreras geográficas y mentales. Este también fue un mensaje brindado por el coro interreligioso e intercultural, reafirmado seguidamente en las palabras alusivas a la fecha de Carlos Varga, Director de UPF- Argentina, quien habló de la “Cultura del Creador”, Su amor expresado a través de la Creación y a cada uno de sus hijos. Ante un auditorio expectante, cuya sala honra al reconocido escritor Jorge Luis Borges con su nombre, de quien este año se cumple el 30° aniversario de su fallecimiento.

 

Paz en el corazón

La celebración del Día Internacional de la Paz fue establecida en 1981 por la ONU, que invita cada 21 de septiembre “a reforzar los ideales de la paz en todas las naciones y pueblos del mundo”. UPF-Argentina realiza un concurso poético internacional anual en adhesión y en línea con este propósito. En su octava edición este año tuvo como lema “La Paz como cuidado de la Creación”. El mismo contó con 310 participantes, en la sección poesía, provenientes de 31 países de los cinco continentes.

Antes de la entrega de reconocimientos se compartió la fundamentación del Jurado, que este año estuvo a cargo de la Lic. Graciela Licciardi, poeta y narradora, directora de Enigma Editores. También se reseñó algunos datos estadísticos. Que el mayor número de participantes, después de Argentina, provino de España (31), seguido por México (17), Colombia (15), Uruguay (13), Chile (10), Perú (8), Venezuela (7), Brasil (5) y Cuba (5). También llegaron poemas de Ecuador, EEUU, El Salvador, Francia, Grecia, Guatemala, Nicaragua, República Dominicana, Alemania, Argelia, Armenia, Australia, Bolivia, Canadá, Honduras, Israel, Italia, Palestina, Rumania, Suiza y Uzbekistán.

La primera tanda de distinciones fue para los autores de poemas seleccionados, que sin adecuarse necesariamente a la temática solicitada, fueron elegidos por el Jurado por su lírica o valor testimonial. Como “Oración de un niño sirio”, de Adrián Narváez (Rivadavia – Provincia de Mendoza – Argentina); “Regreso a Tombuctú”, de Alberto Arecchi (Pavía – Italia); “El sueño de Nezahualcóyotl”, de Emilio Barraza Durán (Viña del Mar – Chile); y “Colombia herida”, de Jorge Fernando Montenegro Ballesteros (Bogotá - Cundinamarca – Colombia). Este reconocimiento y la Mención de Carlos Camilo Torres (Bogotá – Colombia) fueron recepcionadas por Eunice Santos Acevedo, Agregada Cultural de la Embajada de Colombia en Argentina.

Hubo dos españolas entre las Menciones Especiales: Amparo Bonet Alcón (Valencia – España), quien delegó su premio en el Dr. Esteban Costanzo, Vicecanciller del Tribunal Eclesiástico de Apelación de Argentina; y Teresa Rubira Lorén (Alicante – España), quien envío un mensaje y “abrazo grande desde España” para que la “fraternidad y la concordia reine para todos”. En tanto, Verónica Baeza Yates, de nuestro vecino país de Chile (Santiago - Región Metropolitana), compartió la inspiración sobre su poema “La paz en tu mesa” y entregó un obsequio muy sentido a UPF-Argentina.

Luego fue el turno de las Menciones de Honor, que tuvo una premiada internacional: María Soledad Salazar Valenzuela (Santiago de Chile – Chile), cuya distinción fue recibida por la escritora boliviana Rossemarie Caballero. El joven Federico Miguel Nieto llegó desde la norteña provincia de Jujuy para recibir su diploma y de Córdoba el Prof. Carlos Alberto Boaglio, quien trajo la adhesión al acto del Intendente Municipal de Vicuña Mackenna: buenos augurios “para que la paz se instale en el corazón de todos los hombres del mundo”. Mientras la multipremiada poeta Raquel Graciela Fernández (Villa Domínico – Provincia de Buenos Aires) no pudo asistir por problemas personales de último momento (Ver lista completa de reconocimientos del Concurso).

 

Sólo entonces… 

Como las ediciones anteriores, el Jurado resolvió fuera compartido el Primer Premio, ponderando este valor fundamental para la convivencia pacífica en todos los ámbitos de nuestra sociedad y mundo globalizado. Porque la Paz es el objetivo primordial de esta propuesta literaria, como queda expresado en las Bases del Concurso: “un imperativo irrenunciable, un deber moral ineludible, una meta posible y una tarea a realizar, pese los desencantos históricos y los conflictos todavía vigentes”.

Fue para Cecilia María Labanca (Martín Coronado - Provincia de Buenos Aires), por “Entonces… Sólo entonces…”; e Irma Droz (Santa María de Punilla – Provincia de Córdoba), por “La casa grande”. Cecilia inició su declamación, en uno de los momentos más esperados y culmine del encuentro. Transportó al auditorio con su sentir en la lectura de cada verso. Irma leyó su inspiración con ojos brillantes: “Hemos sembrado la Paz, en los surcos de la Vida / Y en la ronda de las horas, un nuevo sol / anunciará otro tiempo / Se abrirán entonces, las puertas y ventanas / de la casa infinita, la Casa Universo” (2).

Antes de la lectura de los poemas se había entregado un diploma y obsequio al Jurado y se reconoció la labor de las Madrinas del Concurso: la escritora Juana Alcira Arancibia, fundadora y presidente del Instituto Literario y Cultural Hispánico (ILCH) y directora-editora de la prestigiosa revista literaria internacional Alba de América; la poeta brasileña Marina Fagundes Coello, integrante de distintos círculos literarios de destacada trayectoria en América; y la escritora Nélida Pessagno, vicepresidenta de la Sociedad Argentina de Escritores (SADE) y Consejera de la Fundación El Libro, quien fue la encargada de entregar la distinción, que acompañó con una obra de su autoría.

 

Un hogar para todos

El Concurso contó este año con la adhesión de la Dirección de Cultura de la Municipalidad de Montecarlo (Misiones), la Universidad de la Marina Mercante (UdeMM), la Fundación Río Abierto, la Asociación de Mujeres Peruanas Unidas Migrantes y Refugiadas, y el Foro Permanente para la Educación, la Ciencia y la Cultura por la Paz (FOPAZ).

El encuentro adhirió a la IX Ronda de Paz 2016, este año bajo el lema “Tierra de Paz”, que promueve el Consejo de Paz de la República Argentina (Cpaz) del 21 de septiembre (Día Internacional de la Paz) al 24 de octubre (Día de la Unidad), “con la intención de activar y potenciar la Paz que habita en cada uno de nosotros y en nuestras comunidades, actuando en sintonía con todas las acciones similares que se realizarán en el mundo”.

Todos los participantes del acto pudieron llevarse una Antología con los poemas premiados y seleccionados, con la biografía de cada uno de los autores, que contiene además la Declaración de Paz de UPF-Argentina para esta fecha (3). También se espera hayan recibido una buena dosis de inspiración para expandir estos valores. Con la pasión y entusiasmo que transmitió cada poeta en esta fiesta de la paz y la cultura, conscientes que ésta moviliza en buena medida a los pueblos del mundo (4).

El número artístico de cierre estuvo a cargo del grupo de jóvenes de CARP, que dirige Emanuel Sayavedra, quienes interpretaron un tema consustanciado con el sentido del encuentro, reseña de los vivenciado: “Un hogar para todos”. La canción llegó tras la invitación a participar de la “Caminata por la Paz” (Peace Road 2016) el 2 de octubre y el agradecimiento a quienes brindaron su colaboración para realizar esta celebración. Que buscó renovar nuestro compromiso por la vida y por la paz, como derecho humano colectivo fundamental y base para el desarrollo sustentable.

 


(1) ADHESIONES

Dirección General de Cultos de la Municipalidad de José C. Paz / Intendente Municipal de Vicuña Mackenna / Consejo de Paz de la República Argentina / Foro Permanente para la Educación, la Ciencia y la Cultura por la Paz (FOPAZ) / Organización por la Paz Mundial (WWPO) / PAZIFLAC / Unión Mundial de Escritores por la Cultura, la Ecología y la Paz (UMECEP) / Acercando Naciones Asociación Civil / Fundación FOCOS de Compromiso Social para la Acción / Red Interreligiosa Juntos para la Comunidad / Iglesia Evangélica Luterana Unida / Escuela Argentina de Yoga y Ayurveda / Escuela Científica Basilio / Asociación del Espíritu Santo (AESUCM) / Iglesia Scientology Argentina / Sociedad Argentina de Artistas Plásticos (SAAP) / Departamento de Cultura de la Central de Trabajadores de Uruguay – PIT-CNT / Foro de los Sabios (Córdoba) / Sembrar Valores / Asociación de Educadores de Latinoamérica y del Caribe (AELAC) - Filial Ciudad Autónoma de Buenos Aires / Red Cooperar de Organizaciones de la Sociedad Civil de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires / Maestros Sin Fronteras / Asociación de Mujeres Peruanas Unidas Migrantes y Refugiadas (MPUMR) / Foro Femenino Latinoamericano / Centro de Planeamiento Estratégico para la Seguridad Social (CPESS) / Casa de África en Argentina / Asociación Ciudad Hermana San Clemente Argentina / Profesionales para la Salud Integral (PROSAI) / Taller de Inclusión Mensajeros de Francisco (Paraná) / SADE Filial Zona Norte / SADE Atlántica Mar del Plata / SADE Filial Lomas de Zamora / Red Cultura de Mujeres Alfonsina Storni / V.OC.ES. - Villa Ocampo Escribe / La Lupa Cultural - Revista digital de letras, arte y música / Ustedes, Nosotros y el Arte / Acción de Paz – Revista y programa radial / Programa radial “Kanto Sin Fronteras” / Todo Aroma Programa Educativo / Programa radial Esperanza Argentina.

 


(2) POMEMAS PRIMER PREMIO (Compartido)

 

ENTONCES… SÓLO ENTONCES…

Una vez más, tras los muros del silencio y de la historia, la agonía fulminante de
la guerra.
Es el hombre contra el hombre sembrando eterna muerte,
arando eterna arena, sin caminos y sin tiempo.
Devorador incendio socava, insaciable, las entrañas de la Tierra
y la Paz…, la Paz es sólo un hueco a la deriva, sin forma y sin destino.

El cuenco de una mano,
el cuerpo tibio y trémulo del ave más pequeña,
la flor más diminuta, frágil, casi incolora al borde del camino,
fueron hasta ayer señales gloriosas de la vida
pero...
los ojos de los niños ya no preguntan, sordos...
y sus risas… ¿adónde fueron sus risas?

¡Es la hecatombe, hombre-añico!
Tu otrora digna y noble casa es ahora tan sólo una mísera esfera sin voces y sin risas,
deambulando marchita, al vaivén de los vientos… 

Sin embargo… si escudriñas sigiloso tu corazón en sombra,
entre rumor de acequias y cantos matutinos,
_casi escondida, ínfima_
una flor cristalina te espera…, temblorosa.
¿Percibes ya su aliento?
¿Intuyes su tersura? ¿Escuchas acaso sus latidos?
Hace tiempo que aguarda…pero…
sólo si trituras con tus dedos los odios milenarios…
sólo si tus manos desbrozan las malezas en torno y le apartas las piedras…
sólo si tejes su tallo con finas hebras de amor y de silencio…;
entonces, sólo entonces… lograrás ver su rostro:
azul índigo, el centro; de oro puro, los pétalos.
Suave seda muy tibia deberá protegerla del frío de la noche…
y si tu corazón la riega… sin descanso… y con ansias…
entonces, sólo entonces… se hará carne el milagro:
entre auroras y ocasos su azul irá creciendo,
abrazará a la tierra
e irreductible, enhiesta, desde el fondo del tiempo,
la Paz recién nacida sembrará de luz la tierra… 

Sólo si tú la escuchas… sólo si tú la riegas…
en tu corazón…
con hebras de amor… y de silencio.

 

Cecilia María Labanca

Martín Coronado - Provincia de Buenos Aires - Argentina

Educadora, poeta y traductora. Ensayista y autora de literatura infantil. Su pensamiento sobre la paz lo plasmó en su libro “Cambios en la Educación”, Lugar Editorial, 2010 (Capítulo 4: “El corazón del Cambio”: El poder transformador de la Educación, Educación para la Paz). Y en sus poemas: “Sólo el amor nos salva”, “Los jóvenes ya alzan sus brazos”, “La verdadera Luz” y “Entonces… sólo entonces”.

 

~

 

“LA CASA GRANDE”

Amanece.
Es la hora en que despierta el día.
Un aire fresco y ancestral se extiende
como un anuncio, como una profecía...
Huele a celebración de cielo y tierra
convocándonos, desde la Casa Universo.
Se escucha el silencio.
Se percibe el latido de la vida
gestándose en el seno de la tierra.
Y estás allí,
en los hombres obreros, las mujeres campesinas,
el profesional, el empresario, los jóvenes, los niños...
Porque eres uno y todos.
Estás en cada asombro y en cada espera.
Eres el sueño de la Paz
y como aquél Enviado, portador del Mensaje,
cultivarás en las almas la dimensión del día
y serás testigo del alumbramiento.
Habrá una lluvia de júbilo
celebrando el ritual de la naturaleza.
porque entre todos, seguiremos tu huella,
desterrando los conflictos, la violencia…
Aceptando la Palabra, con unción y en armonía.
Porque seremos uno
comulgando con la primera luz del sol
hasta sentir que el último lucero nos bendice.

Se va durmiendo el día,
la tarde ya descansa bajo la tenue luz del horizonte.
Un ritual de estrellas anunciará la noche.
Ya todo se ha cumplido.
Hemos sembrado la Paz, en los surcos de la Vida.
Y en la ronda de las horas, un nuevo sol
anunciará otro tiempo.
Se abrirán entonces, las puertas y ventanas
de la casa infinita, la Casa Universo.
“La Casa Grande” que nos convoca
para habitarla, definitivamente, para ser nuestro abrigo.
Que es nido fundamental sobre la tierra
Y que es nuestra,
con el legítimo orgullo de haberla construido.

 

Irma Droz

Santa María de Punilla – Provincia de Córdoba - Argentina

Fundadora y Directora General de “América Madre”, Institución Cultural Internacional con filiales y representaciones en el mundo (abril de 1991). “Mensajero de la Paz”, distinguida por UNESCO (2000). Presidente y Fundadora de SADE Seccional Santa María de Punilla (2001). “Embajadora Universal de la Paz”, designada por el Cercle Universel des Ambassadeurs de la Paix, Ginebra, Suiza (2008).

 


(3)

DECLARACIÓN – UPF-Argentina: Día Internacional de la Paz 2016

Primero: El conflicto y el recurso a la violencia cuentan entre sus causas la ruptura del diálogo y el alejamiento de nuestros más altos ideales y de nuestras más profundas aspiraciones. La agresión es un síntoma de decadencia, una pérdida del sentido de la vida, un fracaso social. Si realmente queremos terminar con la violencia y las armas debemos comprometernos a un despertar espiritual.

Segundo: Sólo la ley no puede cambiar el contexto de violencia. La misma tiene que ser sostenida por significativos programas educativos tendientes a la formación del carácter de los jóvenes y la resolución pacífica de conflictos, donde impere la cooperación, la solidaridad y la promoción de una “cultura del encuentro”; trascendiendo etnias, nacionalidades y religiones. Los hombres y las mujeres que han sido educados con estos valores cumplirán sus responsabilidades y obligaciones hacia los demás, respetarán y vivirán para el bien de su comunidad y nación.

Tercero: La familia, siendo la piedra angular de la sociedad, es como la escuela primaria de la ética, donde los niños deben aprender las primeras normas de sociabilidad, de respeto, de convivencia armónica y servicio a los demás. Los incontables recursos que hoy se canalizan en presupuestos millonarios para armas y “seguridad”, al no lograr resolver los conflictos, deberían reasignarse al desarrollo humano, comenzando por aquella “célula básica” y la promoción de valores. Fortalecer tales familias funcionales resulta clave para una cultura de coexistencia, para el progreso de sociedades y pueblos.

Cuarto: Una paz duradera no puede asegurarse por una mera reducción de armas y arsenales nucleares, sino en el cultivo de los valores universales, en la educación en el bien común y el reconocimiento que somos todos hermanos y hermanas que comparten un mismo hogar planetario, un mismo origen y herencia espiritual, una dignidad inalienable. Una paz estable no podrá garantizarse sin restaurar esta dignidad, rescatando de la marginalidad a amplios sectores de la población, brindando igualdad de oportunidades de educación, trabajo, vivienda, salud.

Quinto: El entendimiento que somos parte de una misma comunidad global, una gran familia bajo un mismo y único Creador, hace surgir la voluntad colectiva de poner fin a todos los conflictos y violencia. E indudablemente, el buen trato con los demás, con otros pueblos y culturas, redundará en la convivencia armónica con nuestro ambiente natural, la Creación.

UPF-Argentina adhiere y celebra el Día Internacional de la Paz, establecido en 1981 por Resolución 36/67 de la ONU, que invita se dedique cada 21 de septiembre “a reforzar los ideales de la paz en todas las naciones y pueblos del mundo”.

Buenos Aires, 21 de septiembre de 2016

 


(4) SOUVENIR CON FRASE COMPARTIDA CON PARTICIPANTES

“Son la cultura y el arte los que (mueve el mundo). Es la emoción, no la razón, la que afecta a las personas en lo más íntimo de su corazón. Cuando éstos cambian y son capaces de acoger cosas nuevas, las ideologías y los regímenes sociales, como resultado, cambian”.

Extracto: Autobiografía: El ciudadano global que ama la paz