FOLLOW US

FacebookYoutubeLinkedin

International Association of Parliamentarians for Peace

CALENDAR OF EVENTS

April 2019
S M T W T F S
31 1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 1 2 3 4

Informe del Dr. Julio Schlosser de Cumbre Mundial UPF 2014

English

Buenos Aires, Argentina - Valiosos conceptos compartió el Dr. Julio Schlosser, presidente de la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA), al dar cuenta en la sede de la Embajada para la Paz en Buenos Aires el 8 de septiembre de su experiencia de la Cumbre Mundial ‘Corea 2014’ “Paz, seguridad y desarrollo humano”, donde participó junto a su esposa Susana Degetman, organizada por la Universal Peace Federation (UPF) del 9 al 13 de agosto en Seúl.

“El hombre tiene miedo a lo desconocido. Les soy sincero. Tuvimos varias horas para pensar en el viaje, que fue como de 28 horas en avión: Dónde iba y qué me iba a encontrar. Más allá de los que se acercaron a la DAIA, de la amabilidad de cómo me facilitaron todo. Era un desafío, no sólo para mi esposa y para mí, sino para toda la comunidad judía a la que represento. Soy el presidente de la DAIA, vicepresidente del Congreso Judío Mundial y del Congreso Judío Latinoamericano. Entonces este era un paso que nosotros estuvimos dispuestos a dar y que daríamos sin pensarlo todas las veces que fuera necesario.

Nosotros participamos de todos los actos de homenaje al segundo aniversario del fallecimiento del Rvdo. Moon, donde también fuimos impactados por lo que eran las ceremonias y el cariño con el que toda la gente que estaba en esos actos de recordación se expresaba, tanto hacia la memoria del Rvdo. Moon como a su esposa, la Sra. Moon, que presidía esos actos. Se notaba que había un sentimiento colectivo, no sólo de aprobación, no sólo de análisis de gestión, sino un sentimiento colectivo de afecto. Había una onda afectiva que, la verdad que en varios momentos, nos hizo conmover. Los actos fueron realmente importantes.

Lo que fue el objeto de esta reunión, fue y deberá seguir siendo “Paz, seguridad y desarrollo”. Agregué “religión” desde mi humilde alocución. “Religión, paz, seguridad y desarrollo”, porque creo que son los pilares que van a hacer que la vida de nuestros hijos y nuestros nietos, porque nosotros ya estamos para analizar y aconsejar, sea lo que debe ser la construcción de un mundo que no tenga las características que tiene hoy. Y también es grande el desafío, cuando vemos lo que está pasando. Hoy hubo un atentado terrorista en un subte de Santiago, frente a uno de los shoppings más hermosos en la Estación Las Condes de Chile. Cuando tenemos que mirar por televisión como se decapita a gente, cómo se desnuda a soldados y se ametrallan. Entonces decimos: Cómo construimos un mundo donde nuestros nietos no tengan que ver más estas cosas.

Tengo 43 años de casado así que se imaginarán las veces que he discutido con mi mujer. Y las que voy a discutir si Dios me da fuerza. Pero la discusión al levantarnos, porque tengo una discusión todos los días, es que soy amante de los noticieros y mi mujer dice: “No quiero empezar el día viendo tantas muertes”. Yo no puedo cerrar los ojos. Más allá que a mí no me hace bien, como no le hace bien a ninguno de ustedes ni a mi mujer ver eso, tengo que verlo para cada vez re-fortalecer mi convencimiento que el trabajo de la UPF y este tipo de conferencias no son para viajar 26 horas y tomar café en Corea. Si esto se replicara. Si los líderes del mundo entendieran, qué es el verdadero liderazgo, qué es el verdadero líder, empezaríamos a construir un mundo mejor.

La Torá dice que nadie está obligado a terminar una tarea, pero nadie está exento de iniciarla. Y esto es lo que nosotros, desde nuestra humilde posición, y lo que el Rvdo. Moon postuló durante toda su vida: iniciar la tarea. No discursear. No discursear. Todos conocemos los verdaderos problemas. Y digo en mi alocución: “Si hubiera venido a Corea a que me digan cuáles son los problemas del mundo: tiraron la plata. Porque esto (los problemas) los leo en los diarios y lo veo por Internet. Vinimos acá, por lo menos, a pensar en soluciones. Si no a encontrar la forma, por lo menos pensemos”. Y ahí es donde creo que fue un éxito la conferencia. Porque, salvo en las fotos grupales y conmigo en algunos lugares, mi mujer sólo se sacó una foto con la representante de Irán, que le pidió que se sacara una foto con ella. Y esto es un ejemplo. Y esto es un ejemplo, de que los que estaban ahí, más allá de lo que piensen sus gobiernos, que sus gobiernos, como mí gobierno, son algo temporal que pasa.

Hay gente que piensa en la paz con mayúsculas, en esa paz que pregonan todas las religiones, porque hay quienes pretenden hacernos creer que las religiones pregonan la guerra. Es mentira. No hay “guerra santa”. No existe una “guerra santa”. No hay nada que justifique la muerte del hombre por el hombre. Y dicen los textos sagrados que llegará el día que se dejarán las espadas y con ellas se harán arados.

Entonces, fue para mí una experiencia inolvidable. Porque me tocó escuchar discursos donde no tuve ningún tipo de disidencia con ninguno. Porque los que estábamos ahí pensábamos lo mismo: que el enemigo del Siglo XXI es el terrorismo. Y lo dijo el representante de India, de Kenia y lo dijo... Todo el mundo coincidía en eso: el terrorista es un delincuente. Y si nosotros queremos afianzar la paz, lamentablemente, debemos estar preparados para combatir al terrorismo. El terrorismo no quiere la paz.

Señores, yo tengo una amistad profunda desde hace muchos años con Su Santidad el Papa Francisco. Desde cuando él era Cardenal acá hace más de 20 años. Yo ya lo vi cuatro veces. La última estuve tres horas almorzando con él en (la residencia de) Santa Marta. Y por eso me río cuando alguien dice que Obama estuvo 40 minutos con el Papa. Y conversamos de todos estos temas importantes, más allá que algunas veces hablamos de San Lorenzo que le gusta (equipo de fútbol del cual Francisco es aficionado). Creo que en cada momento histórico hay un personaje que va a descollar. Y hemos visto en este momento histórico la figura del Papa Francisco, que va a ayudar muchísimo para la paz.

Fíjense ustedes lo que yo pienso. Después lo pueden pensar ustedes en sus casas y podrán coincidir o no. Pienso que la guerra de Gaza, esto que pasó ahora, entre comillas, con respeto, “es culpa del Papa”. Y les voy a explicar cuál es mi teoría. Cuando vamos 15 musulmanes, 15 judíos y 15 católicos a visitar Jerusalén, y hablamos con el Patriarca Latino. Después fuimos a Tel Aviv y hablamos con Shimon Peres y con un diputado. De ahí fuimos a Ramala y tuvimos la oportunidad de hablar una hora y media con Rami Hamdallah, el primer ministro palestino. Y de ahí fuimos a Amman, y hablamos con el Rey de Jordania, y después fuimos los cuarenta y pico a hablar con el Papa. Y ahí el Papa dice: “Voy a emprender una peregrinación”. Y hace prácticamente lo mismo que hicimos nosotros, pero después dice: “Voy a llamar a Mahmud Abas y a Shimon Peres que vengan acá, y vamos los tres a rezar juntos por la paz”. Y creo que ese fue el detonante para que los terroristas de Hamas asesinen a los tres chicos (israelíes) que venían de estudiar. Porque veían que el proceso de paz podía avanzar. Y sabían, como sabía yo, que matando esos tres chicos se iba a desatar la reacción, y el proceso de paz volvería, como hoy, a foja cero.

Por eso digo, con respeto, que a veces hay gente que no le interesa el proceso de paz. Más allá de si hay que tener un muro o si hay que devolver esta tierra o si hay que negociar esto. Esto se arregla con negociaciones, no con los fusiles.

Toda paz que se logra con la fuerza termina siendo nada. Termina siendo nada, y la historia lo demuestra. Por la fuerza quisieron dividir Alemania, y no salió. Alemania se volvió a unir. La Unión Soviética quiso hacer el gran imperio, y se disgregó. Y el muro de Berlín se cayó solo. No hacía falta ni guerra fría ni guerra caliente. Lo que se logra con la fuerza, no tiene duración. Por eso es importante la conferencia en la que estuvimos nosotros. Porque ahí hablamos uno con el otro. Ahí había, y lo van a ver en las fotos, la oración que hicieron los representantes de todos los credos que estaban ahí presentes: budismo, de la India, de todos los que estaban ahí. De los católicos, de las distintas vertientes. A partir de ahí se puede intentar cambiar. Y la obligación no es lograr que se cambie. Eso lo dejamos que el tiempo lo dirá. La obligación es intentarlo. La obligación es hacerlo”.

Al inicio el Dr. Schlosser mostró un video histórico de la DAIA y posterior a su informe exhibió algunas imágenes de la Cumbre organizada por la UPF internacional y co-auspiciada por la Federación de Familias para la Paz y la Unificación Mundial, la Federación de Mujeres para la Paz Mundial, The Washington Times Foundation y Segye Times. En la ocasión también se mostró el video de su alocución en el World Summit, el 11 de agosto, en la VIII Sesión: “La relevancia de la religión para la paz y el desarrollo”. Un panel coordinado por David Fraser Harris, Secretario General de la Región de Medio Oriente de la UPF, e integrado por el Ven. Kotapitiye Rahula, Profesor de la Universidad de Kelaniya (Sri Lanka); Acharya Dr. Muni Lokprakash Lokesh, Presidente Fundador de Ahimsa Vishwa Bharti (India); el Dr. Anthony Mansour, Director de la Academia de Ecumenistas de Norteamérica (Canadá); el Obispo Floyd Nelson, de la International Bible Way Church of Our Lord Jesús Christ (EEUU); el rabino Richard Gamboa, Secretario General de la Asamblea Colombiana de las Religiones y Espiritualidades (Colombia); y el Rvdo. Dr. William A. McComish, Dean Emeritus de la St. Peter's Cathedral en Ginebra y Director de la Geneva Spiritual Appeal Association (Suiza).

Durante el encuentro también brindó una breve impresión de su experiencia en Corea Susana Degetman, esposa del titular de la DAIA, quien se manifestó gratificada de aprender de vivencias con gente de tanta diversidad con la que interactuó en la Cumbre. Y Carlos Varga, Director del Movimiento de Unificación de Argentina, quien participó de otras variadas actividades en Corea y de la ceremonia conmemorativa del segundo aniversario del pasaje al mundo espiritual del Rvdo. Moon, que reseñó. También resaltó “la riqueza espiritual que la Argentina tiene para dar al mundo” al reflexionar sobre las cosas negativas que podemos ver hoy en el mundo. Al cierre Alba Luz Tangarife compartió un extracto del mensaje “Nuestro desafío en este tiempo: Construir un mundo de paz duradera”brindado el 10 de agosto en la Cumbre por la co-fundadora de la UPF, la Dra. Hak Ja Han, que fuera leído por su hija Sun Jin Moon.

“Aunque puede parecer que estamos a punto de entrar en una era que se asemeja a la "Edad oscura", en realidad estamos en el umbral de una nueva era de paz... si respondemos al llamado de Dios. Esta Cumbre Mundial es por sí misma una respuesta al llamado de Dios.

Nuestro mundo se enfrenta a una multitud de desafíos, desde el cambio climático y la pobreza a las tensiones geopolíticas, el terrorismo y el conflicto entre religiones; de la desintegración familiar y la delincuencia a la confusión moral y espiritual. Estoy segura de que ustedes se encuentran con muchos de estos mismos desafíos en sus propios países y regiones: en las Américas, en África, en Asia, en Europa, en Medio Oriente y en Oceanía. Estos problemas no pueden ser resueltos sólo a través de los instrumentos de gobierno, porque su causa fundamental no es exclusivamente de carácter político o económico. La causa fundamental está enterrada profundamente en el corazón humano; en el egoísmo y en la separación de Dios”.

Para ver fotos, videos, programa de Cumbre Mundial ‘Corea 2014’:

http://worldsummit2014.org/

Lic. Miguel Werner

Secretario General UPF Argentina